Alquenos en la naturaleza, feromonas, atractivo sexual en las mujeres
mejoras en calidad de visda en mujeres en la postmenopausia, muscona ...

Alquenos en la naturaleza: Feromonas


Atractivo sexual y calidad de vida en la postmenopausia

Las ferormonas y sus efectos son analizados con especial énfasis en su potencial contribución al atractivo sexual en la menopausia. En humanos se han identificado cuatro clases de conductas en relación a las ferormonas: atracción hacia el sexo opuesto; señales territoriales masculinas que repelen competidores sexuales; sustancias que los bebés hallan en la leche materna, que facilitarían la lactancia y escencias en la región axilar en hombres y mujeres, las cuales estarían involucradas en mantener la fertilidad y sincronización de ciclo menstrual. Mientras que las hormonas sirven para un correcto funcionamiento del sistema endócrino, las ferormonas facilitan la relación con los demás. La terapia hormonal de reemplazo mejora factores hormono-dependientes, como la motivación, la lubricación y la capacidad orgásmica.

Las ferormonas pueden mejorar el bienestar en la mujer menopaúsica, aumentando la frecuencia del contacto afectivo con el sexo opuesto. La secreción natural de las ferormonas parece depender de los ciclos reproductivos y disminuir al finalizar los mismos, ya sea en forma natural o quirúrgica.
Estudios en animales sugieren que la atracción y elección del compañero sexual es mediada por las ferormonas, pero hasta el momento no se han publicado trabajos en el ser humano. Hay estudios que sugieren que, para la mujer la relación sexual con una pareja masculina fue asociada con mas beneficios para la salud que la masturbación. Cutler y colaboradores, tratan de investigar el posible rol de las ferormonas en estos hallazgos. En l986 se efectuó el primer trabajo en humanos doble ciego, placebo-control que proveyó fuerte evidencia de la existencia de un origen axilar de las feromonas en humanos.

Hacia el año l997, los estudios de Wedekind y colaboradores mostraron fuerte evidencia que la axila es un sitio importante para la selección sexual y que hay variaciones genéticas entre los individuos, que pueden promover variaciones genéticas en el sistema inmune de la descendencia.

Entre los años l986 y l094, Cutler trabajó en el Atena Institute para sintetizar dos fórmulas de fermonas. Con la Dra Norma McCoy en San Francisco y la Dra Erika Friedman en Brooklyn desarrollaron un riguroso control de doble ciego para testear la fórmula. Estudiaron el comportamiento afectivo y el número de relaciones sexuales en el término de dos semanas, controlado con placebo, en un grupo de 38 hombres en Filadelfia, 36 mujeres en San Francisco y 44 mujeres postmenopáusicas en Boston, sin antecedentes de ooforectomía ni histerectomía. Intervinieron en estos estudios psiquiatras especializados en sexualidad.
Los resultados revelaron un incremento en el comportamiento sexual significativamente más alto con las ferormonas. Hay alguna evidencia de que, con el aumento de la edad, hay una disminución en el interés sexual.El período postmenopáusico, puede requerir un tiempo mas largo de estudio.
Más intensidad en la concentración de feromonas no aumentaría su efectividad. Sería de-bido a saturación de los receptores.

¿Podrían las ferormonas mejorar la calidad de vida en la postmenopausia?


La atracción física es importante para una mejor calidad de vida.En las mujeres jóvenes,la percepción es que el atractivo físico es importante para una positiva concordancia sexual.
Hay evidencias que mujeres mayores se perciben a sí mismas como menos atractivas de lo que ellas preciben a los hombres maduros.


Comentario

Siendo que el comportamiento sexual regular es asociado con la salud física, sentimien- to de bienestar y mejor calidad de vida, el interés de los médicos en sus pacientes menopáusicas, será no sólo mejorar y optimizar sus funciones vitales prescribiendo trata- miento hormonal, sino también mejorar el atractivo sexual mediante el uso de ferormonas.


Dra Nora Macagno.

FEROMONAS DE MAMÍFEROS

El que los animales respondan a señales químicas se sabe desde la Antigüedad: los perros entrenados siguen a su presa por el olor.

Las sustancias químicas son a veces características de un individuo que las usa para demarcar su territorio. Más aún, ciertas sustancias le sirven para atraer miembros del sexo opuesto.

El marcar su territorio le ahorra muchas veces el tener que pelear, ya que el territorio marcado será respetado por otros congéneres y habrá pelea sólo cuando el territorio marcado sea invadido.

Las manadas de leones o los grupos de lobos tienen su territorio de grupo. Estos territorios son marcados con frecuencia con orina, con heces, o con diferentes glándulas, tal como lo hace el gigantesco roedor sudamericano, el capibara, con la glándula nasal.

Estas secreciones están compuestas por una gran variedad de sustancias químicas, las cuales sirven para identificar la especie, el sexo y aun a un individuo particular.

Se piensa que la secreción de las glándulas especiales debe estar compuesta por feromonas, pero sólo unas pocas han podido ser probadas como tales. De la misma forma, es probable que la orina, las heces y la saliva también contengan feromonas, pero ha resultado difícil comprobarlo.

 

La muscona secretada en la glándula abdominal del venado almizclero macho es una feromona que caracteriza la especie y su sexo, aunque también se excreta la miscapiridina y los esteroides.

La muscona es la base para muchos perfumes, siendo por lo tanto una sustancia muy valiosa.

El interés en el sexo opuesto es despertado por el olor de ciertos compuestos. Después el animal investiga el estado sexual en que se encuentra, mediante el análisis de la orina en donde se secretarán hormonas sexuales y sus productos de descomposición.

Lo más difícil de entender es cómo distinguen a un individuo entre miles de la misma especie. Al estar marcado un territorio, cada individuo debe saber si es el suyo o es ajeno a partir de señales químicas (olor).

Es bien conocido y divulgado el hecho de que los perros pueden distinguir el olor característico de su amo entre miles de personas con sólo oler una de sus prendas de vestir.

Y así como el perro distingue a una persona entre miles, puede distinguir a otro perro y lo mismo hacen otros mamíferos.

La secreción vaginal en el mono rhesus, así como en la mujer, contiene ácidos grasos, como el ácido acético y el isovaleriánico, que varían cíclicamente con la menstruación. Esta secreción entre los monos tiene la función de atrayente sexual; los machos son atraídos por la hembra en la época en que ésta es fértil.

Probablemente en la especie humana primitiva ocurrió algo similar.


» http://docentes.uacj.mx/polivas/ferormonas.htm


Datos del Autor
Escribir al Autor
Agregar Comentario
Rankear este Aviso
Estadísticas
Usuario Anónimo


Tecnologia Rie.cl V2010